Estás aquí
Inicio > Artículo > El mejor Málaga se funde en Valencia

El mejor Málaga se funde en Valencia

Valencia-Málaga

Valencia: Neto, Montoya, Murillo, Gabriel Paulista, Lato, Parejo (Maksimovic, m.73), Kondogbia (Andreas Pereira, m.65), Carlos Soler, Guedes, Santi Mina y Zaza (Rodrigo, m.67).

Málaga: Roberto, Cifu, Luis Hernández, Diego González (Baysse, m.70), Ricca, Kuzmanovic, Rolón (Ontiveros, m.61), Recio, Mula (Juanpi, m.61), Jony y Rolan.

Goles: 1-0, m.16: Santi Mina. 2-0, m.54: Zaza. 3-0, m.60: Zaza. 4-0, m.62: Zaza. 5-0, m.86: Rodrigo.

Árbitro: Álvarez Izquierdo (Comité catalán). Mostró tarjeta amarilla al visitante Ricca.

En Mestalla se encontraron dos clubes con dinámicas antagónicas, el día y la noche en el comienzo de la Liga. Con la autoestima elevada por sus empates ante Real Madrid y Atlético, el Valencia se presentó sin conocer aún la derrota y con el objetivo de seguir alimentando la ilusión de una afición que, esta temporada sí, recobra la fe agarrada a los resultados. Suplente en el derbi ante el Levante, Simone Zaza, delantero de carácter y entrega, pagó su enfado con el Málaga, al que golpeó con tres goles en apenas ocho minutos. Un triplete con el que se reivindicó ante su técnico y también dejó en el aire el futuro de Míchel en el banquillo del conjunto andaluz. Santi Mina y Rodrigo redondearon la fiesta en Mestalla, que sigue sin ver perder a su equipo.

Enfrente, un Málaga tocado en la moral y con urgencias porque Míchel y sus jugadores llegaron a la cita después de haber escrito la peor racha de la historia del club en un inicio de campeonato. Los andaluces encararon el duelo de la quinta jornada sin haber puntuado aún y este martes, en un buen partido hasta que una serie de fallos, producidos por el estado de nervios, la falta de calidad y liderazgo, produjeron la debacle del equipo, no pudiendo romper la dinámica negativa y siendo goleados. Superiores al Valencia en algunas fases, acabaron pagando su falta de puntería, algo que no abandona al club blanquiazul, aun cuando se haya cambiado de delantero para este partido. Nueva derrota que añadir a su pésima estadística. Una nueva derrota que deja todavía más en el alambre el futuro de Michel y peligra la presencia del entrenador en el banquillo de La Rosaleda en el duelo de la próxima jornada contra el Athletic.

La falta de puntería del Málaga continua.

El Málaga dio continuidad en Mestalla a la mejoría exhibida en el estreno del Wanda Metropolitano, pero el lavado de imagen no resultó suficiente para puntuar porque en el fútbol, además de sensaciones, se trata de meter goles.Y en esa faceta, el Valencia fue más efectivo, mucho más. El conjunto de Marcelino está cada vez más sólido, aunque ayer pasó momentos de apuros.

Acuciado por el vértigo de su clasificación, los malacitanos dejaron las precauciones en el vestuario y saltaron con valentía. Sin especular, tomaron la iniciativa en un partido con mucho ritmo y durante todo el primer tiempo transmitieron una excelente imagen aunque el marcador no les acompañó porque fue Santi Mina fue el que acertó de cabeza superado el cuarto de hora. El centro de Carlos Soler desde la derecha supuso medio gol.

Míchel presentó cuatro cambios respecto al once que se enfrentó al Atlético y el Málaga que resultó competitivo una hora frente a un Valencia, que esta temporada sabe bien a lo que juega. Un conjunto que mezcla a la perfección potencia y calidad. Después del segundo gol, los andaluces se desinflaron por la falta de un líder que los mantenga unidos. Los nervios se apoderaron del equipo, que pasó a ser un equipo de barrio, con jugadores pasivos y sin saber o poder reaccionar ante la velocidad del juego de los Che.

El dinamismo y la movilidad de Diego Rolan, titular anoche en la punta del ataque en lugar de Borja Bastón, provocó desajustes en la defensa local, pero al uruguayo, como a su equipo, le faltó puntería. Y cuando encontró portería se estrelló con Neto, un guardameta tan sobrio como resolutivo. Este martes, en el primer acto, se lució en un cabezazo de Rolan y salvó el empate en un remate del joven y prometedor Alex Mula.

El Valencia no se conformó con un gol y Zaza, que se lió dentro del área después de otro gran pase de Soler, perdonó el segundo.El dominio del Málaga hasta el descanso resultó estéril. Tras el paso por los vestuarios y también con el canterano como asistente, el italiano ya no perdonó y apagó el ánimo de un Málaga que perdió gas con el 2-0.

El tanto impulsó a Zaza, suplente en el derbi ante el Levante y este martes protagonista con un triplete que puso en pie al público de Mestalla. El delantero se reivindicó con goles y celebró tres en ocho minutos. A medida que fueron llegando, el conjunto de Míchel fue bajando los brazos y al final pudo salir de con un resultado más abultado. Roberto lo evitó hasta que Rodrigo cerró la fiesta local con el quinto de la noche.

¿Por qué?

¿Por qué le siguen ocurriendo estas cosas al equipo de la costa del sol? ¿Por qué no se presento en Mestalla con la lección aprendida de lo que ocurrió en el partido de Las Palmas? Porque no hay equipo. Jugadores de Primera División que fallan pases, controles, velocidad de juego inexistente, desmarques sólo por parte de Ontiveros o Mula. La plantilla está en cuadros, pues hay fichas, pero no son jugadores de esta liga. Y aunque la propiedad se empeñe en querer convencer que son “jugadores del Málaga”, que lo son, estos no son los jugadores que merece este club.

Hoy por hoy el Málaga tiene el dudoso honor de poder presumir de la plantilla con menos calidad de la Liga. Pero además de esto, no están conjuntados, no han conseguido tener un patrón de juego claro y quizás se les pide un juego más alegre del que pueden dar estos jugadores en esta categoría. Y esto sí debe verlo Michel.

Rolán será una buena pieza, aporta movilidad y velocidad al juego al igual que Mula u Ontiveros. Pero Rolón, Jonny, Diego y otros… No están a la altura. No se imponen en lo físico, no dan un centro de forma correcta, no saben a qué juegan. Y más que buscar culpables (ARNAU) hay que buscar soluciones para no descender, cosa que está en la mente de todos los aficionados malaguistas.

Quizás Michel deba hacer lo que hicieron otros antes que él, jugar a defender. Y eso no implica un sistema de un delantero, sino jugar con dos y retrasar el juego para presionar y salir en velocidad. Con En Nesyri es algo que no podía plantearse, pero Rolán Borja podrían funcionar mejor, dado que el uruguayo ha mostrado ser un jugador hecho totalmente.

Pero lo que más necesita el equipo es recuperar a los jugadores a través de un líder fuerte, que impida la descomposición que se pudo ver el Mestalla. El Málaga necesita encontrar ese líder, que fue Camacho en su momento y que hoy no tiene sustituto. Que caros van a salir esos 11 Millones de euros al club blanquiazul, si no revierte la situación.

Así que ya hay en Málaga un “run run” de cambio de entrenador. Aunque el que llegue se va a encontrar con la plantilla actual y los jugadores son los que son, los que han querido el Sr. Al Thani y el Sr. Arnau. Michel, como ha comentado el mismo, es el que consiguió salvar al Málaga el año pasado, cuando no lo hizo Juande o Marcelo Romero. Porque antes que cambiar a Michel, habría que cambiar a los que nos han traído esta plantilla.

El Málaga dio ayer su mejor versión, junto con la muestra de porqué estamos en esta situación.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Top